Adsense Título

lunes, 26 de noviembre de 2012

¡Tócala otra vez, Sam!

Hoy es un gran día. Hoy se cumplen 70 años del estreno en Nueva York de la película "Casablanca". Un guión que se cambiaba día a día, un reparto que nunca fue el que se pensó en principio, un rodaje cuando menos caótico, una producción para una historia de guerra y propaganda, una Tánger de espías e intrigas trasladada a Casablanca y simulada por completo en estudio, un pianista que no sabía tocar el piano y se limitaba a cantar. Pero, ¿desde cuándo los planes han sobrevivido al contacto con el enemigo?
Lo que quedó a partir del 26 de noviembre de 1942 fue una perfecta mezcla de intriga, espías, cinismo y redondo argumento convertidos en historia de amor con el final más triste pero maravilloso y una canción para el patrimonio popular universal.
¿Qué habría sido de Rick si hubiera marchado con Ilsa en el avión? ¿Se habrían convertido en la típica y televisiva familia americana de los 50? ¿Habrían sido perseguidos por el senador McCarthy por izquierdosos peligrosos? ¿O quizás Rick habría vuelto a sus bajos fondos neoyorquinos tras ser engañado por Ilsa? ¿Qué hubiera sido de Victor Laszlo sin su amada? ¿Se habría vuelto cómplice de los nazis? ¿O habría continuado su lucha más allá del final de la guerra hasta ser un líder político quizás corrupto?
Pero no, al final fueron Ilsa y Laszlo quienes tomaron el avión y formarían su familia americana de bien, aburguesándose y denunciando a antiguos compañeros durante la caza de brujas en aras del sueño americano. Mientras, Rick y el redimido Louis Renault marchaban hacia Senegal o el Congo, en busca de la Francia libre y de De Gaulle, a seguir trapicheando como siempre; a convertirse, quizás, en millonario contrabandista venido a honrado empresario con el tiempo, el uno, y a alto dirigente gaullista y más que probable ministro de la República Francesa, el otro.
70 años han pasado de aquella bella amistad nacida entre el público y Casablanca, una película que se hace más mítica, más intemporal y más universal con el paso de las décadas. Porque su trasfondo histórico irá quedando cada vez más lejano, pero las historias humanas que nos cuenta son inmortales.

No hay comentarios: